Ante las circunstancias que actualmente nos toca vivir en nuestro país, resulta un gran consuelo mantener la mirada enfocada en Jesús y en el Reino que ya ha comenzado; por lo cual el equipo de formación, después de sopesar tales consideraciones, ha resuelto retomar el ciclo de vivencias de las Bienaventuranzas, con la intención de fomentar la Esperanza, fortalecer nuestra Fe y vivir-como Cristo espera de nosotros- unidos por el vínculo de la Caridad.

Como recordarán los más veteranos, el ciclo de las Bienaventuranzas abarcó dos años de estudio, que esperamos que en estos tiempos de tribulación sean de gran provecho para todos y nos ayuden a poner en la perspectiva correcta la del Reino, nuestro diario que hacer.

Nos ha parecido importante desgranarlas con detalle y sin prisa; de modo tal que dentro de cada grupo de vivencia, tanto de militantes de Acción Católica, como de grupos de diversa índole, quienes se sirven de este medio de estudio, puedan paladear y descubrir la inmensidad de posibilidades que se nos abren al vivir las bienaventuranzas, en nuestro peregrinar a la Jerusalén Celeste.

Descarga: BOLETIN

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *